La carrera de Derecho según una Abogada Penal [Entrevista]

En este artículo te vamos a compartir la edición de una entrevista realizada a una importante abogada penal. En ella contará cómo fue su experiencia durante la carrera de Derecho y también brindará muchos consejos para los futuros estudiantes. ¡Sigue leyendo! 

Entrevista a una abogada penal

Al momento de decidir qué estudiar, una de las cuestiones fundamentales es conocer la voz de egresados que den cuenta de su experiencia en el mundo laboral, y de su paso por la carrera. En esta nota desarrollaremos la entrevista  realizada a Marta Nercellas donde nos cuenta por qué decidió estudiar la carrera de de Derecho.

Además, veremos cómo fue su experiencia en la universidad, qué habilidades necesita un buen licenciado en Derecho, qué puede hacer un estudiante una vez graduado, ¡y mucho más que te servirá para saber si la licenciatura en Derecho es la carrera ideal para ti!

¿Quién es Marta Nercellas?

Marta Nercellas es una abogada, especializada en Derecho Penal y Derecho Penal Tributario, egresada de una importante universidad pública. También es miembro de diversas asociaciones e institutos, exprofesora y autora de diversos artículos.

El descubrimiento de la vocación

¿Cómo llegaste a decir “voy a estudiar la carrera de Derecho”?

La verdad es que no sé si los voy a ayudar mucho porque soy casi una casualidad. No había en mi familia nadie que fuera Abogado. No conocíamos ningún Abogado y tampoco tenía la imagen de la televisión porque en esa época no teníamos en casa. Sin embargo, siendo todavía una niña, empecé a decir que iba a ser Abogada.

Nadie creía que podría seguir la carrera de Derecho porque yo era muy tímida, no hablaba nunca, ni siquiera en las reuniones familiares. Mi tono de voz era sumamente bajito. Es decir, casi pasaba desapercibida en todos los cursos, en todas las reuniones. La primera vez que levanté la voz creo que fue en el secundario, cuando un profesor agredió a una compañera.

Ahí confirmé que eso era lo mío. Porque no tuve ninguna duda: si ella no tenía voz, yo sí la tenía para decir que lo que estaba sucediendo no estaba bien. A partir de ahí, estudié derecho sin pensarlo.

Como dije, nunca dudé al decir que yo quería ser licenciada en Derecho y me iba a orientar al Derecho Penal. Aunque esta última parte no se lo mencionaba a mi mamá porque ya le parecía que no era una profesión muy femenina, y si le mencionaba eso, se iba a desmayar.

Cuando subí por primera vez las escaleras de la universidad, sentí que lo tenía que hacer rápido, pronto, porque yo tenía que empezar a trabajar en eso que parecía que me estaba llamando.

“Ahí confirmé que eso era lo mío. Porque no tuve ninguna duda: si ella no tenía voz, yo sí la tenía para decir que lo que estaba sucediendo no estaba bien. A partir de ahí, estudié derecho sin pensarlo”.

¿Y eso que te llamaba tenía que ver con enviar a la cárcel a los que hacían malos actos o defenderlos?

Yo espontáneamente soy defensora. Yo siempre digo: “Querello por dinero y defiendo por vocación”.

Bueno en realidad, no es tan así. Después la vida te va llevando por diferentes caminos. Pero mi sensación era la del defensor. Y la mirada del delito y la mirada del imputado cuando ingresas a una unidad carcelaria y te pones a hablar con ese imputado concreto que tiene familia, que tiene hijos, que le pasaron cosas en la vida, te aseguro que te cambia.

No es la misma que te vende o te muestra el medio de comunicación cuando ves al señor que le arrebató la cartera a la señora viejita que tienes al lado en el metro. Es totalmente diferente y entonces la mirada se te va completando. Es decir, no son dos mundos tan antagónicos. Son dos mundos que se complementan en donde tienes personas de los dos lados: la víctima y el victimario.

Lo mejor y lo peor de la carrera de Derecho

¿Cuáles eran las materias que más te entusiasmaban y las que menos te gustaban?

También en eso me van a odiar los abogados. A mí me encantaban las matemáticas. Yo creo que el pensamiento lógico tiene que ver con las matemáticas. Creo que si yo puedo pensar bien un caso es porque estudié matemáticas y, en general, la mayoría de los que estudian la carrera de Derecho lo hacen por su enemistad con esta materia.

¿Y el gusto por las matemáticas fue lo que te orientó también en el Derecho Tributario?

No, en realidad es una de las pocas materias que me pareció espantosa. Es decir,  el tributo y la forma en que se dicta no tiene mucho que ver conmigo. Yo hago penal tributario, pero por penal. Es decir, porque yo creo que la defensa del contribuyente está en el derecho penal.

Yo creo que quienes estudiaron directamente tributario han aprendido normas que le hacen mucho daño al contribuyente. Han aprendido que la administración manda y el contribuyente obedece. Que las normas no se discuten. Que te invierten la carga de la prueba. Tú tienes que probar que no hiciste lo que ellos dicen que hiciste. Es decir, te cambian todos los derechos y garantías que tenemos como ciudadanos. El contribuyente es ciudadano. El contribuyente tiene un vínculo con el Estado, que tiene un vínculo jurídico , un vínculo de fuerza. Y yo si hago penal tributario, lo hago por eso, no por el derecho tributario para el que siempre pido ayuda, o del contador de la empresa o del tributo específico. Pero la verdadera defensa penal tributaria está en el derecho penal y en el proceso penal.

Carrera de Derecho

El perfil de un buen licenciado en Derecho

¿Qué habilidades necesita alguien para ser un buen abogado?

Mira, hacen falta muchas cosas. No sé si yo pueda definir al buen abogado. Puedo definir la abogada que yo soy. Pero, con lo que respecta a discutir, lo que tienes que saber es qué eliges para discutir. Es decir, los abogados que se pelean por todo y para todo en general no obtienen los mejores resultados.

Uno tiene que saber qué batallas emprende y para qué las emprende. Tienes que fijar un objetivo y ver cuáles son los mejores caminos para llegar a ese objetivo. Es decir, yo creo que la parte más importante en un tema penal es escuchar a la persona que te trae el problema, armar tu estrategia totalmente integral sobre la mesa y después empezar a deambular los caminos por los que vas. La discusión no es en general de lo más necesario.

Otra habilidad importante es tener buena memoria. No tener buena memoria, a veces te puede traer inconvenientes. Especialmente en el juicio oral, en donde se supone que los alegatos y las discusiones son orales. Hay muchos tribunales que hoy en día aceptan la lectura que el código prohíbe y con la que yo estoy en contra, porque creo que la ley hay que leerla.

Otro ingrediente es saber transmitir y comunicar. Si bien no te descalifica como abogado ya que es algo que se puede adquirir, es un plus.

¿Y vos que dijiste que eras muy callada cómo hiciste?

Y sigo siéndolo en la vida. Es decir, en general. No siempre el desarrollo profesional provoca un desarrollo en tu personalidad, en la vida privada. A veces son bastante desparejas y no es muy bueno eso, pero a mí me ocurre.

Es decir, todo lo que parezco y lo que me dicen profesionalmente, no te lo dirían mis amigos de la vida cotidiana. Más bien soy tranquila. Soy tímida, de no expresarme demasiado. En general me acoplo a los deseos ajenos. Tal vez porque no me quedan muchas energías para debatir.

¿Alguna vez te pasó de tener un alumno que no tuviera pasta para ser abogado?

Jamás le diría a un alumno que no tiene pasta, porque yo creo que eso se puede adquirir. Cualquiera que tenga la voluntad y la vocación puede ser abogado penalista.

Lo que tienen que saber es que es un mundo totalmente diferente al de cualquier otro fuero. Nosotros tenemos una vida más desorganizada. Nos pasan cosas en horarios que no son los de oficina. Es decir, el que tiene una imputación penal tiene una angustia que es ahora y en este instante te necesita, aunque sólo sea para que le digas no va a pasar nada, pero necesita tu palabra, necesita la contención.

No alcanza con que seas un buen técnico, no alcanza con que resuelvas el tema jurídico. También tienes que resolver todo lo demás que le está pasando. Muchas veces esto genera conflictos familiares. No es solamente que se pierde la libertad ambulatoria. Hay un montón de otras cosas que entran en crisis y que tu tienes que tratar de comprender.

“Cualquiera que tenga la voluntad y la vocación puede ser abogado penalista”.

Los límites de la profesión

Muchas veces se habla de los límites que uno establece como profesional, es decir, decidir a quién eliges tener como cliente o a quién no, ¿cuáles son tus límites?

Bueno, yo siempre digo que mi límite es mi barriga. Es decir, ella me indica hasta dónde. Pero digo, los dos únicos delitos que nunca defendí y que creo que nunca defendería son los que tienen que ver con la integridad sexual y el tema de drogas. Y el tema de drogas no por el delito en sí mismo, sino por los personajes que se mueven en ese ambiente.

Y hoy también elijo la empatía con la persona que me viene a consultar. Es decir, hay personas que vienen para que los defienda, pero hay una cosa en mi piel que me dice que no lo haga. Entonces le digo con amabilidad que no puedo defenderlo.

El campo laboral de un abogado

¿Cuáles son los ámbitos de trabajo donde te mueves?

Realmente la mayoría de los encuentros se producen en lugares informales. Cuando tienes que trabajar con tu cliente, obviamente es en el estudio, pero el llamado entre las partes suele ocurrir en los lugares informales.

¿Cuál es el campo laboral de un licenciado en Derecho?

Lo que tiene de bueno la carrera de Derecho que te abre la cabeza y te permite hacer un montón de cosas en la vida. No tienes que ser abogado porque te recibiste de abogado. Tienes la cabeza lo suficientemente abierta como para hacer infinidad de tareas, desde tener un emprendimiento hasta ser un despachante de aduana.

Eso es lo bueno de las carreras humanísticas: te abren un campo y el infinito depende de ti. Tú eres el que pones los límites. Muchos se dedican a la política o a la diplomacia o al periodismo.

“Lo que tiene de bueno la carrera de Derecho que te abre la cabeza y te permite hacer un montón de cosas en la vida. No tienes que ser abogado porque te recibiste de abogado”.

Entrevista a un abogado

La tecnología y el Derecho

Hoy en día la ciencia y la tecnología nos están atravesando, y los egresados de la carrera de Derecho se están ocupando mucho de los delitos informáticos, ¿qué nos puedes decir al respecto?

Un gran tema. La verdad es que el derecho es una de las carreras más tradicionales. Pasan los años y sigue estando dentro de las más elegidas. Pero el hecho de ser tan tradicional no quita que deba tener una dinámica que haga que se tenga que estar adecuando a todo lo que está pasando todo el tiempo, incluyendo los cambios y los desarrollos en ciencia y tecnología derecho informático.

Hay universidades que están creando especializaciones sobre los ciberdelitos como la pornografía, venta de drogas o propiedad intelectual.

Lo interesante es que lo informático atraviesa distintos fueros porque tiene que ver con lo penal, tiene que ver con lo comercial,  con lo civil, el derecho a la imagen, que no pueda ser usada impunemente.

El tema de la protección de datos es un gran tema en este momento. Sabotajes informáticos y software maliciosos, fake news, piratería y robo de dinero en cajeros, robos de identidad y espionaje.

Internet es maravillosa, pero tiene todo este lado oscuro y justamente ahí el derecho tiene mucho que decir, mucho que legislar, mucha norma que hay que crear también, porque también  ocurren delitos.

Cuando yo estudiaba, muchas décadas atrás, uno de los profesores dijo: “El que no sepa manejar una computadora va a ser un analfabeto”, y nosotros nos reímos. Hoy no hay absolutamente ninguna investigación, aún de los delitos más simples, en donde no haya algo que tenga que ver con la informática, aunque sólo sea el cruce telefónico. Es decir, en toda investigación hay un tema que tiene que ver con la informática.

“El hecho de ser tan tradicional no quita que deba tener una dinámica que haga que se tenga que estar adecuando a todo lo que está pasando todo el tiempo”.

¿O sea que esta nueva rama del Derecho abre muchos puestos laborales?

Mira, la licenciatura en Derecho es una de las carreras con mayor cantidad de profesionistas en México y esto puede hacer que a veces no haya muchos puestos de trabajo disponibles. Sin embargo, yo soy muy voluntarista, creo que todo lo que uno quiere lo puede hacer. Nadie tenía más notas negativas que yo para poder estudiar, para poder ser abogada y para ser abogada en Derecho Penal. A lo sumo, si hacía el esfuerzo y me recibía de abogada, podía llegar a ser una abogada de barrio que atendía a los asuntos de mis vecinos.

Sin embargo, yo creo que, si te propones un objetivo y buscas ese objetivo, no hay nada que te lo impida. Los obstáculos no son obstáculos, los obstáculos son simplemente un escalón que tienes que ver por donde lo ascenderás. Yo no creo en la profesión sino en la persona que la ejerce. Si un abogado quiere ser abogado, entonces lo será.

Sobre las ramas del Derecho

¿Cuándo te das cuenta de qué rama del Derecho seguir?

Bueno, en general cuando yo daba las clases en la carrera, cuando estudiaban derecho penal, casi todos querían ser penalistas. La especialización elegida no es la que más siguen, es la que más eligen cuando son estudiantes, pero no es la que más practican cuando se reciben de abogados y hay varios impedimentos para que así sea. Uno de ellos es que todos tenemos un pariente que se muere y nos deja una sucesión, o unos amigos que se separan o no es tan fácil tener un tema penal que acceder a un cliente que tenga un conflicto penal.

Los primeros pasos en la profesión

¿Y cómo fue la experiencia de trabajar con tu primer cliente?

Puedo contar cómo accedí yo, pero no sé si así es como accede todo el mundo. Es decir, yo estaba haciendo la licenciatura en Criminología y todavía no tenía el título porque lo estaba tramitando. Y un día vino un compañero y me dijo: “Hay un detenido que tiene 17 causas por defraudación y yo no lo voy a defender porque no tiene dinero. ¿No quieres defenderlo así practicas? Y así fue como empecé. Lo defendí y la justicia quiso que saliera absuelto. Una vez que eso sucedió, todo el pabellón era mío.

No siempre se puede empezar así. Además, es muy duro empezar así también, porque yo empecé defendiendo los delitos más graves.

licenciatura en Derecho

Estudiar y trabajar, esa es la cuestión

¿Se puede trabajar y estudiar haciendo la carrera de Derecho?

La carrera de Derecho es muy fácil, así que se puede trabajar y estudiar perfectamente porque no te requiere horas en un hospital como en Medicina y horas haciendo una maqueta como en Arquitectura. Solo necesitas estudiar y puedes hacerlo en tu casa, en el metro, en el autobús o en donde sea.

Igualmente no debe ser fácil para todos el tema de la comprensión. Porque no es leer y memorizar, es comprender.

Yo creo que el que estudia memorizando se está equivocando de carrera. Eso no es lo que tienes que hacer.

Bueno, el problema que tenemos ahora tiene que ver con la educación en general porque muchas personas llegan a la universidad sin comprensión de texto. Yo me acuerdo que corregía las faltas de ortografía, la redacción y los chicos se enojaban. Les decía que esa era la herramienta de trabajo.

Si un licenciado en Derecho no sabe escribir o no sabe hablar, no va a poder ejercer el derecho. No es porque sea una obsesiva de la gramática, sino porque realmente no podrás trabajar si no tienes una buena herramienta de lenguaje. Es como si el albañil trabajara con un pico oxidado.

“La carrera de Derecho es muy fácil, así que se puede trabajar y estudiar perfectamente”.

¿Dónde estudiar la carrera de Derecho?

Si con todo lo que leíste en la entrevista te dieron ganas de estudiar la carrera de Derecho, te contaremos cuáles son las instituciones que la dictan:

Universidades privadas

Universidades Públicas

  • UNAM
  • Universidad de Guadalajara
  • Universidad Autónoma de Nayarit
  • Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo
  • Universidad Autónoma del Estado de México
  • Universidad Autónoma de la Ciudad de México
  • Universidad Autónoma Metropolitana
  • Universidad Autónoma de Nuevo León

¿Se puede estudiar Derecho en línea?

¡La respuesta es sí! La carrera de Derecho tiene un programa perfectamente adaptable para ser estudiado en línea. Por lo tanto, si por motivos laborales, geográficos o familiares no puedes asistir a una institución, ¡no debes preocuparte! Podrás obtener tu título universitario tomando tus clases desde el lugar que desees y en el momento que te sea más conveniente.
Algunas de las universidades que dictan Derecho en línea son:

  • Universidad Insurgentes
  • Universidad del Golfo de México
  • Instituto de Ciencias y Estudios Superiores de Tamaulipas, A.C.
  • Universidad Popular del Estado de Puebla
  •  Universidad Montrer
  • UTEL
  • Universidad Kuepa
  • Universidad de Estudios Avanzados
  • Universidad Ítaca
  • Universidad IEU
  • Umov Academy
  • Universidad UCAD
  • Universidad Autónoma del Noreste
  • Universidad CNCI
  • Universidad del Valle Grijalva

Si quieres conocer todas las ofertas y consultar directamente con las instituciones checa este link

Prueba EduMatch, nuestro Test Vocacional

Saber cuál es nuestra vocación y con qué habilidades contamos es fundamental, ya que serán ellas las que nos den la motivación necesaria para seguir estudiando.

Si aún no sabes qué estudiar, no desesperes ¡Tenemos lo que necesitas! Descubre las carreras compatibles con tu personalidad con EduMatch, nuestro test vocacional online. EduMatch te acerca a tu profesión ideal de forma fácil, rápida y ¡gratis! Solo debes seguir 4 pasos para elegir tu carrera. No esperes más, haz click aquí y ¡decide ya sobre tu futuro!

Para finalizar

Este artículo es la edición de una entrevista realizada por Analía Brodsky (Licenciada en Psicología) para el programa radial “Vocaciones en Red”. El mismo se dirige a todas las personas que quieran conectar con su vocación y conocer testimonios de profesionales.

En esta edición Marta Nercellas logró contar de forma muy completa no solo su experiencia sino también todo lo que refiere en términos generales la carrera de Derecho. Si quieres conocer más sobre esta profesión o sobre las universidades que la dictan, te recomendamos que ingreses a cursosycarreras.com.mx

Los comentarios están cerrados